Segura. Sostenible. Respetuosa con el medio ambiente

environmental benefits of solar energy

La energía solar no contamina con CO2 

El uso continuado de combustibles fósiles genera elevados niveles de dióxido de carbono y contaminación. Esta contaminación por CO2 provoca peligrosos problemas sanitarios y contribuye al cambio climático. El CO2 tiene un impacto nocivo para el medio ambiente ya que modifica los patrones climáticos, eleva el nivel del mar y aumenta el daño ecológico.

 

 

 

Una fuente de energía segura de bajo impacto

La luz solar es gratis, infinita y fácilmente accesible, a diferencia de los combustibles fósiles que deben explotarse, extraerse y transportarse. Estos procesos provocan una importante degradación geológica y ecológica, además de entrañar un riesgo de desastre ecológico como suponen, por ejemplo, los vertidos de petróleo.

 

 

La energía solar no tiene carbono

Se estima que en 2014 los Estados Unidos emitieron 5404 millones de toneladas de CO2 procedentes de fuentes relacionadas con la energía. Por el contrario, las fuentes de energía renovables como la solar liberan muy poco CO2 cuando no ninguno. De hecho, conforme más viviendas y empresas se pasan a la energía solar, ayudamos colectivamente a reducir los dañinos efectos de las emisiones de dióxido de carbono y de la contaminación.